26 octubre 2021
Ejército maltrata a indígenas venezolanos refugiados en Brasil
Comparte esta noticia:

Buscado para este reportaje, el Ejército no quiso pronunciarse y pidió que los cuestionamientos fueran dirigidos a la Casa Civil (equivalente al ministerio del Interior en otros países), responsable de la gobernanza de la Operación Acogida.

El Grupo de Tareas Logísticas y Humanitarias de la Operación Acogida, en nota enviada a la Casa Civil, reconoció, en respuesta oficial, la existencia de estas áreas: “En ese lugar, el indígena alcoholizado permanece bajo observación de los encargados de seguridad del albergue y tiene a su disposición los servicios necesarios para su recuperación”, dice el comunicado de ese grupo.

También destaca que al indígena aislado no se le obliga a permanecer allí.

“A ningún indígena se le obliga a permanecer en este espacio. No hay alambre alrededor de estas áreas, que están delimitadas por vallas de seguridad, normalmente utilizadas para la señalización y el control de flujo de entrada y salida de personas en los albergues”, asegura.

La entidad afirmó que “investigará la situación y que en caso de comprobarse cualquier tipo de maltrato contra migrantes y refugiados, tomará las medidas pertinentes.” Lea la respuesta completa.

También en una declaración, Acnur confirmó a Repórter Brasil que sabía de la existencia del “rincón de los maltratos” y que había solicitado la desactivación de estos espacios.

“Por medio de las organizaciones aliadas que gestionan los albergues de la Operación Acogida en Boa Vista, Acnur fue informado de la creación de espacios en estos lugares reservados a personas que llegan en estado de embriaguez a los albergues”, afirma la agencia de la ONU.

“Luego de recibir esta información, la oficina de Acnur en Boa Vista contactó con el comando del Grupo de Tareas Logísticas y Humanitarias de la Operación Acogida, en Boa Vista, para expresar su preocupación por la medida y solicitó la desactivación de tales espacios”, informó la organización, sin detallar cuándo pidió la suspensión del “rincón de la vergüenza”.

Acnur también señaló no tener todavía conocimiento de la carta de denuncia. Lea la respuesta completa.

Crisis de salud en los refugios

La creación del “cercado de la vergüenza”, según las fuentes escuchadas, fue una respuesta de los militares a la crisis sanitaria desencadenada en los albergues durante la pandemia, cuando el Ejército asumió la atención en salud en estos espacios y pasó a remitir migrantes y refugiados venezolanos al Núcleo de Salud de la Acogida (NSA) en vez de a hospitales y unidades básicas de salud (UBS) vinculadas al Sistema Único de Salud (SUS) brasileño.

CL14